Rebosando (parte 1)

blogbaby1 copia

Si das el pecho y no te ha ocurrido ésto nunca, eres mi ídolo. Pero en casa no tiene mérito, las heroínas son las que lo viven en el súper, en el restaurante, en el centro comercial… Al principio te da vergüenza, te tapas, sufres; con el tiempo(un par de semanas) te la sopla da igual y que sea lo que tenga que ser cuando tenga que ser, bastante hechas polvo vamos ya para preocuparnos por esas nimiedades.

¡Toca reírse! Y sumar una a tantas anécdotas que hemos vivido y viviremos.

Un abrazo😀